Babel

Una vez, en un lugar fuera del alcance del tiempo, una pequeña civilización encontró la manera de llegar al ALMA. Al principio todos sus integrantes hablaban idiomas distintos y, aunque la comunicación era posible, sus almas tenían problemas para entenderse. En sus mentes era todo congruente y no había lugar para malos entendidos; sin embargo, en sus corazones había soledad, tristeza y un sentimiento de vacío que no eran capaces de expresar ni aliviar.

Entonces hubo uno que hablaba un idioma nuevo que, al ser escuchado, parecía ser más antiguo que la tierra misma. La pureza que llevaba ese idioma y la claridad con la que expresaba todo cuanto era dicho, lograba que quien lo escuchara se tardara en darse cuenta de que estaba entendiendo perfectamente lo que le era dicho.
Las palabras no sonaban tan familiares --de ahí que el idioma pareciera tan nuevo--, y al mismo tiempo un sentimiento de familiaridad llenaba el corazón y el alma de quienes escuchaban.

Poco a poco, todos fueron aprendiendo este nuevo idioma y su uso empezó a expandirse hasta que, finalmente, reemplazó por completo a la comunicación puramente racional que existía antes. Y así empezaron a adquirir conciencia de su ALMA.



ALMA: ALMA Libre Mas ALMA

0 comments: